Dicen que recién llegado a la fiesta, me senté al lado del plato del laban, pregunté ¿qué es esto? y quedé toda la noche ahí a pesar de otros increíbles manjares que había en la mesa.

 
 
 

 

“El laban, leben o labneh (pronunciado también labaneh, en árabe, لبنة, /labana(t)/) es una especie de queso de yogur de color blanco elaborado con leche de oveja, de vaca y ocasionalmente de cabra, muy típico de las cocinas de Oriente Medio…”   Wikipedia

 
 
 

 

Ahora sí, la receta:

 

  • 4 litros de leche entera.
  • 1 yogur natural chico. Luego será mejor una porción de laban anterior.
  • Aceite de oliva.
  • Bolsa de lienzo.
  • Olla gruesa (tipo essen o similar).

 

  • Se calienta la leche hasta que hierva. Luego esperar a que baje la temperatura, cuando aún caliente el dedo meñique no queme al sumergir. En mi caso aprox 30 minutos, uso alarmas para ir chequeando porque el punto es importante.
  • Mezclamos leche y yogur (o porción laban anterior). El yogur se disuelve rápido pero el laban es más denso y cuesta un poco más. Luego va todo en la olla más gruesa que tengamos, acá usamos una tipo essen, que conserva mejor el calor. Se envuelve con dos toallones. Esperar 8 hs a que cuaje.
  • Se coloca el contenido en una bolsa de lienzo y la bolsa en un colador para que drene todo el suero. Tiene que tener buen peso encima para que elimine todo el líquido, en general lo dejo toda la noche.
  • Quedará un poco más de 1 kg de laban. Aquí usualmente se agrega sal, según me dijo Adriana, la fuente de esta receta de origen libanés, pero yo no lo hago. Se guarda en recipientes con una capa de aceite de oliva por arriba. Aconsejan cubrir siempre lo que va quedando con esa capa de oliva para mantener.
  • Espero no haber olvidado nada. Cualquier duda, comenten abajo.

 

Las imágenes chicas se agrandan al cliquear

 

Los recipientes labaneros fueron hechos por Pilar.

 
A %d blogueros les gusta esto: